«El voluntariado es una tarea bonita, gratificante y útil»

Por Agustín Olías*

El voluntariado es una pieza importante en el trabajo que Málaga Acoge realiza con los jóvenes extutelados que viven, temporalmente, en los pisos que gestiona la organización. Evidentemente el personal técnico de la organización es el responsable de la calidad de ese trabajo, que es alta. Con personas voluntarias como Paola, a quien hoy entrevisto, esa calidad se incrementa y repercute en el bienestar de los jóvenes.
Vayamos por partes y conozcamos primeramente a Paola. Es malagueña, joven de 27 años, estudió Criminología en la Universidad de Málaga y desde 2017 mantiene una relación de voluntariado con Málaga Acoge. Empezó en nuestra sede de Torre del Mar , en La Axarquía, en nuestro programa de apoyo a mujeres. Hace seis meses volvió a Málaga ciudad y, dentro de sus estudios de Trabajo Social, está realizando las prácticas en el Área de Jóvenes, concretamente apoyando en los pisos de acogida para jóvenes extutelados de Málaga Acoge. Puntualmente, sigue colaborando con el programa de apoyo a mujeres. Sin olvidar el tiempo que, durante el 2018, dió clases de inglés a estos chavales.
Podríamos pensar que Paola está en paro, con tiempo suficiente para ejercer su labor de voluntariado y prácticas en Málaga Acoge. Pues no; lleva un año trabajando en un “piso de convivencia filoparental” (menores infractores) con ADIS Meridianos.
“En ese piso solo tenemos chicas”, puntualiza Paola.

Es una pregunta casi obligada cuando entevisto a una persona voluntaria de Málaga Acoge: ¿Por qué en nuestra organización?
Yo quería desenvolverme en el tema social. Es muy difícil porque viniendo de Criminología no hay mucho “contacto” con esta materia. Quería adquirir experiencia en este aspecto. Málaga Acoge era una de las organizaciones que más me llamaba la atención , entre otras cosas porque tenía programas concretos de violencia de género y relacionados con jóvenes extutelados.

Paola, cuéntanos cuál es tu trabajo como alumna en prácticas en Málaga Acoge.
En mi trabajo en este proyecto hay mucho de, digamos, gestiones burocráticas: búsqueda de empleo, solicitud de renta mínima, trámites de la tarjeta de residencia…. Pero también acompaño a Pedro o Jesús (nuestros técnicos en los pisos de acogida de menores ex tutelados) en sus visitas a los
pisos a echarles una mano si es necesario. Trabajamos con tres pisos de acogida, con cinco jóvenes por piso.

¿Te sientes satisfecha con el trabajo que estás realizando?
Me gustaría tener más contacto directo con los jóvenes. Me refiero a visitar más asiduamente los pisos donde residen. Ya sé que esto es difícil, pues los temas burocráticos son importantes, muy importantes, y hay que hacerlos; no vas a retrasar una solicitud de residencia, por ejemplo. Pero como me has preguntado….También es verdad que con el tema del Covid las cosas son muy diferentes. Antes podías ir a visitarlos más a menudo, cosa que ahora hay que pensárselo bien y organizarlo antes de ir.

¿Crees que merece la pena todo este trabajo que hacemos con los menores?
Sí, rotundamente sí. Para mí, además, es muy gratificante y te puedo decir que, en general, ellos están muy agradecidos. Lo normal es que lleguen a una entrevista contigo y te pidan disculpas por molestarte, te dan las gracias; lo que yo estoy viviendo con ellos es que son muy agradecidos y educados. No quiero ni pensar qué sería de ellos si no estuviesen en nuestros pisos.

¿Cuál es la reacción de ellos al encontrarse con una mujer joven, no mucho mayor que ellos? Yo me siento más cómoda en un ambiente “masculino” que en un ambiente “femenino”. En cuanto a ellos, hay de todo. Algunos llevan la relación muy bien, pero hay otros que al principio, por su forma de ser o su cultura, se les ve un poco cohibidos o distantes. Tras tres o cuatro encuentros que tenga con ellos, todo se normaliza y no he tenido ningún tipo de problema.

¿Cómo ves el futuro de estos chavales?
Si salen con trabajo o lo encuentran rápidamente, bien; si saben aprovechar la oportunidad, claro. Es muy duro que acaben su itinerario aquí y que tengan que marcharse necesariamente sin trabajo ni lugar donde vivir. Cuando se da este caso, intentamos encontrar una solución temporal, pero es muy complicado. Sería necesario que existiese un “recurso puente” que, en caso necesario, les diese un pequeño margen para encontrar un trabajo, especialmente en la situación que estamos viviendo con la pandemia. Para ellos es más difícil todavía.

Para finalizar, una pregunta obligada: ¿Qué le dirías a alguien que está pensando ser voluntaria a Málaga Acoge?
Siempre recomiendo a mis conocidos que se apunten a alguna labor de voluntariado. Es un trabajo muy gratificante. Para mí un aspecto que veo muy positivo de Málaga Acoge, hablo por mi experiencia personal, claro, es la muy buena relación con el personal técnico que trabaja conmigo. Además, tu puedes elegir el área en la que trabajar, no se te impone ninguna tarea que no quieras realizar. Me gusta mucho. Hacen que te sientas integrada, que colabores con el resto del equipo. En resumen, una tarea bonita, gratificante y útil.
Muchas gracias Paola por concedernos esta entrevista; ha sido muy interesante tu punto de vista.

*Agustín Olías en voluntario del Área de Comunicación y miembro de nuestra Junta Directiva de Málaga Acoge.

Este sitio web almacena cookies en su ordenador. Estas cookies se utilizan para recopilar información sobre cómo interactúa con nuestro sitio web y nos permite recordarlo. Utilizamos esta información para mejorar y personalizar su experiencia de navegación y para obtener estadísticas y métricas sobre nuestros visitantes tanto en este sitio web como en otros medios. Para obtener más información sobre las cookies que utilizamos, consulte nuestra Política de cookies. Si lo rechaza, su información no será rastreada cuando visite este sitio web. Se usará una sola cookie en su navegador para recordar su preferencia de no ser rastreado.    Más información
Privacidad