“Mi objetivo es trabajar. Quiero ser cocinero”

Mourad tiene 25 años. Llegó a España cuando tenía 14 en los bajos de un autobús procedente de Tánger donde viven sus padres y su hermano mayor. Pasó por tres centros de protección de menores en Málaga antes de cumplir la mayoría de edad. Cuando salió no lo tuvo fácil. Desde esta semana vive en un piso de acogida de Cáritas y en marzo empieza un curso de ayudante de cocina organizado por el Área de Empleo  de Málaga Acoge. 

El Área de Vivienda de la asociación se ha encargado en estos días de orientar y acompañar a Mourad hasta que ha logrado una plaza en este piso de Cáritas, que forma parte como Málaga Acoge, de la Agrupación de Desarrollo para Personas sin Hogar. 

Mourad, con gorra y chaleco rojo, está animado y mira adelante con optimismo.

¿Cuánto tiempo llevas en España y por qué dejaste Marruecos?

Llevo aquí desde 2006 y vine por lo que la mayoría de la gente, por tener un futuro mejor. Pero la cosa no salió como pensaba. Llegué en los bajos de un autobús desde Tánger. Tenía 14 años. Con 11 ó 12 ya tenía que obtener dinero yo mismo. Mis padres tenían para lo justo. Siendo un niño iba por los mercados vendiendo las bolsas donde la gente metía la compra, ayudando por unas monedillas. Yo era un niño y cuando terminaba el día hacía el cálculo y veía que tenía dinero para llevar a casa. Salía de mí ir a buscar el dinero para llevar a mis padres.

Pasaste por varios centros de menores…

Estuve tres o cuatro meses en un centro de menores en El Palo, luego en otro donde tramitaron mi documentación. Después pasé por otro de Torremolinos y viví cerca de tres años en Churriana, que es donde empecé a estudiar.

¿Fuiste al colegio en Marruecos?

Estuve siete años en el colegio, pero no me gustaba estudiar. Mis padres siempre han querido que mi hermano y yo estudiáramos. Ahora sí que quiero progresar y quiero aprender. Por que sé que cuando me pongo a estudiar algo me lo saco rápido. Desde que cumplí los 18 años hasta los veintitantos no aproveché el tiempo como tenía que haberlo aprovechado.

¿Cómo fue tu salida del centro de menores al cumplir los 18 años?

Salí mal encaminado. No sé por qué. Realmente no estoy contento con mi pasado, pero es lo que tiene ser un niño en mi situación: salir de un centro de menores, te ves en la calle, sin permiso de trabajo. Si yo hubiera podido tener un trabajo y una casa al salir del centro de menores a lo mejor no hubiera ido por ese camino equivocado. Me arrepiento de un montón de cosas. He estado muy equivocado mucho tiempo, pero me he dado cuenta y he hecho un cambio.

¿Cuándo tienes tu primer contacto con Málaga Acoge?

El primer contacto que tuve fue con orientación laboral. Me han ayudado un montón. Tengo que dar las gracias a Carmen Cano (del Área Social) porque si no fuera por ella no tendría ahora mi documentación y estuvo conmigo desde el primero al último momento.

¿Has trabajado en España? 

Estuve trabajando ocho meses como ayudante de camarero.

Esta semana has entrado a vivir en un piso de acogida de Cáritas. ¿Qué planes tienes ahora?

Voy a estar en un piso de acogida de Cáritas. En marzo participaré en un curso de de ayudante de cocina con Málaga Acoge. Es un mundo que me encanta. Ser cocinero. Me gusta mucho cocinar. Yo lo que quiero es trabajar. El piso y el curso son una salida enorme y un respiro que no tiene explicación. En mi caso y la situación que estoy me ha venido de maravilla. Con un piso y un curso con sus prácticas yo sé que voy a trabajar. Ese es mi objetivo: trabajar.


TAMBIÉN ESTAMOS HACIENDO…

 

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies