Málaga Acoge denuncia que ocho de los supervivientes de la patera hayan sido encerrados en los calabozos

La organización entiende que estas personas deberían tener la condición de víctimas tras sufrir una situación tan dramática como un naufragio · La presidenta de la entidad, Adela Jiménez, cree que deberían haber recibido un trato humanitario “con apoyo psicológico y de especialistas en situaciones tan dramáticas como la que vivieron” y denuncia que, por el contario, “fueron tratados como delincuentes siendo privados de libertad”.

EntreFronterasLa asociación Málaga Acoge denuncia la privación de libertad de hasta ocho de los supervivientes de la patera que ayer naufragó en el Mar de Alborán. Según ha podido conocer la entidad, algunas de estas personas fueron llevados al calabozo de la Comisaría Provincial de Málaga, donde permanecen encerrados. Una situación que la presidenta de la entidad, Adela Jiménez, tilda de “inhumana”, ya que estas personas llegaron en una situación atroz al Puerto de Málaga tras haber sobrevivido durante numerosas horas en el agua, apenas agarrados a los restos de la embarcación en la que viajaban y viendo cómo hasta 35 personas con las que compartieron viaje, entre ellos dos bebés, iban desapareciendo bajo el mar.

Para Málaga Acoge es “absolutamente lamentable” que la respuesta del estado haya sido privar de libertad a los supervivientes de una tragedia como esta. “Lo lógico es que se les diese un trato humanitario, con apoyo psicológico y de especialistas en situaciones tan dramáticas como la que vivieron”, subraya Adela Jiménez, que recalca cómo, por el contrario, “fueron tratados como delincuentes siendo encerrados en el calabozo”.

La entidad cree que lo sucedido vuelve a ser un ejemplo más de la “nefasta” política migratoria estatal y europea, “que no hace más que seguir ampliando el cementerio en el que se ha convertido el Mar Mediterráneo”. Políticas fronterizas que, repetidamente, no tienen en cuenta ni garantizan el respeto a los Derechos Humanos, mientras que manifiestan el desprecio de los gobiernos europeos por las vidas de los migrantes. Y, como nuevo ejemplo, la situación ocurrida ayer en Málaga, cuando el Gobierno niega la condición de víctimas a los supervivientes de la patera rescatada y, por el contrario, después de un somero examen, acaben encerrados a la espera de expulsión.

Desde Málaga Acoge se insiste en que las aciagas políticas migratorias de España y Europa seguirán sin servir para nada porque su única apuesta es el rechazo sistemático y frecuentemente violento de los que buscan en Europa las oportunidades que sus respectivos países les niegan. Y, por ello, pide, como ya se ha hecho en numerosas ocasiones por parte de la federación Andalucía Acoge y organizaciones europeas como Migreurop, que se inicie un diálogo serio que aborde la problemática de los flujos migratorios desde una perspectiva global, prevaleciendo ante todo la protección de los Derechos Humanos y la transparencia y el respeto a la legislación nacional e internacional, evitando siempre cualquier tipo de medida coercitiva.


TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR…

 

 

 

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies